Siempre que afloran los prejuicios éticos o nacionales,
en tiempos de escasez, cuando se desafía la autoestima o vigor nacional,
cuando sufrimos por nuestro insignificante papel y significado cósmico
o cuando hierve el fanatismo a nuestro alrededor, los hábitos de pensamiento
familiares de épocas antiguas toman el control. La llama de la vela parpadea.
Tiembla su pequeña luz. Aumenta la oscuridad.
Los demonios empiezan a agitarse (Carl Sagan).

La Tercera Cultura a la revista Diàlegs

viernes, 25 de noviembre de 2011

La Tercera Cultura és un moviment de càrrega profundament política que incideix en tot allò que tenim en comú, sigui el que sigui el nostre sexe, lloc de naixement o postura de consciència.

2 comentarios:

Manuel dijo...

Hola Teresa.

¿Hay versión en español? ¿o inglés?

Un saludo.

Anónimo dijo...

Pues no , querido. Y es larguísimo para que lo traduzca. Es el artículo más largo y barato que he escrito en mi vida :-)

Teresa