Siempre que afloran los prejuicios éticos o nacionales,
en tiempos de escasez, cuando se desafía la autoestima o vigor nacional,
cuando sufrimos por nuestro insignificante papel y significado cósmico
o cuando hierve el fanatismo a nuestro alrededor, los hábitos de pensamiento
familiares de épocas antiguas toman el control. La llama de la vela parpadea.
Tiembla su pequeña luz. Aumenta la oscuridad.
Los demonios empiezan a agitarse (Carl Sagan).

ex musulmanes

jueves, 16 de octubre de 2008

La libertad de conciencia se abre paso en el mundo musulmán como una luz en la oscuridad. Se presentó un manifiesto durante el Consejo de ex musulmanes de Gran bretaña y participó muy especialmente el ensayista Ibn Warraq , que participó este verano en las jornadas "Democracia versus Teocracia" en Aranjuez.

6 comentarios:

Eduardo dijo...

Éste es un buen test para "progresistas" (nuevos y viejos): ¿está usted a favor de éste consejo de ex-musulmanes o prefiere "aliarse" con el Rey Abdulá?

Marcela dijo...

Pues Rotterdam tendrá su primer alcalde musulmán y marroquí a partir de enero. Rotterdam. La ciudad de Erasmo.

Entiendo que Ayaan Hirsi Ali saliera zumbando de Holanda.

Apostata dijo...

Que optimista es usted, doña Teresa. En el Occidente Cristiano (o no) hace más de 200 años que se nos murió el señor Voltaire, y mire como seguimos, que te salen obispos hasta en los cromos de Pannini. Y lo que es peor, cuando por fin se logran separar los poderes públicos de la Iglesia, te nace un nuevo sacerdocio llamado "clase política" y vuelta a empezar. Pa mi que va a ser marca de la especie, que tenemos más talento pa borrego que otra cosa.

Reciba el figurado y sincero homenaje de mis labios detenidos a escasos milimétros de su mano.

Apostata dijo...

SONETO INACABADO A LA ATENCIÓN DE DOÑA TERESA, PORQUE NO AFLOJARA TANTO EL PASO DE SU BITÁCORA.

A sorbos por semanas nos consuelas,
ingrata Mujer Pez que reverencio,
y más de ti abomino este silencio
que verme en el taller de un sacamuelas.

(…)
(…)
(…)
(…)

Por más que te venero y te respeto,
quiero vengar la sisa que nos niegas
sisándole seis versos a un soneto

que mato aquí dejando el fin a ciegas.
(…)
(…)

Mujer-Pez dijo...

Ah, Apóstata, a ver si hoy o mañana cuelgo algo de lo que tengo muchas ganas de hablar. Pero casi no tengo tiempo.
Por cierto, su estilo, su ironía me recuerda a alguien ¿nos conocemos? creo que hablo con un amigo bromista...
Puede enviarme un correo a mujerpez@gmail.com. Si le parece, vamos.

Apostata dijo...

Siendo así, ahí va la sisa del soneto:

A sorbos por semanas nos consuelas,
ingrata Mujer Pez que reverencio,
y más de ti abomino este silencio
que verme en el taller de un sacamuelas.

Cansado de esperarte aquí a dos velas
de ausencia tan vital no me conciencio,
Y voy de Lorca a Plauto y a Terencio,
y hasta en el ABC devoro esquelas.

Por más que te venero y te respeto,
quiero vengar la sisa que nos niegas
sisándole seis versos a un soneto

que mato aquí dejando el fin a ciegas…
¡Mas no! pienso después, que no es discreto,
y alargole a catorce mientras llegas.